Home»Coberturas»Mr. Big en Argentina: talento en estado puro

Mr. Big en Argentina: talento en estado puro

7
Shares
Pinterest Google+

Si un grupo cuenta con dos de los músicos más virtuosos del mundo, como el guitarrista Paul Gilbert y el bajista Billy Sheehan; más el talento inagotable de un vocalista que no sabe del paso del tiempo, como Eric Martin, y el complemento perfecto de Matt Starr y Pat Torpey, en la batería y percusión; tranquilamente podrá salir a relucir el nombre de Señor Grande.

Es que en todo sentido Mr. Big demostró -por tercera vez en el país- que los años no le pasan factura al talento, al contrario, lo pulen y hasta lo incrementan. Y este concepto fue disfrutado por el público que colmó el Teatro Flores para ver a estos monstruos musicales.

Desde el comienzo -con la demoledora Daddy, brother, lover & little boy- hasta el final, con el delicioso cover de The Who, Baba O’Riley; el grupo nacido en la californiana ciudad de Los Ángeles demostró que siempre será un placer visual y auditivo, no solamente desde el virtuosismo, sino con un conjunto de grandes canciones que repasaron su discografía.

Defying Gravity, el reciente trabajo discográfico editado por el grupo, fue la excusa de la visita, aunque este regreso no se vio supeditado a las nuevas canciones (solo tocaron dos de la nueva placa). En cambio, y a diferencia de la vez anterior (en 2015), los clásicos volvieron a ganar la escena y sonaron uno detrás de otro, sin que la banda diera un respiro.

De esta manera desfilaron gemas como Alive & kickin’, Take cover o Green-tinted sixties mind, por citar algunas. Demás está decir que las baladas (marca registrada del grupo) tuvieron su merecido lugar con Just take my heart, o el clásico de Cat Stevens, Wild world y, más cerca del final, To be with you.

De muy buen humor, todos los integrantes del grupo intercambiaron palabras con el público que respondió en cada momento en que el concierto lo requería. Párrafo aparte merece la potencia de Matt Starr, ya más afianzado en su rol estable tras su ingreso en reemplazo de Pat Torpey (el baterista original sufre de parkinson y acompaña al conjunto en algunas canciones con coros y percusión).

Luego de Addicted to that rush, el clásico incluido en el primer disco de estudio -allá por 1989-, fue el turno de los bises con To be with you, Colorado bulldog y 1992. La despedida definitiva llegaría con Baba O’Riley, que significaría el cierre de, hasta ahora, la mejor de las tres visitas de una de las bandas más importantes del hard rock norteamericano al país.

Galería de fotos

Notas relacionadas

Billy Sheehan: “el nuevo disco es una vuelta a nuestros principios”

Mr. Big presentará su disco en el Teatro Flores

Anterior

El Pasaje Dardo Rocha festeja sus 130 años de vida

Siguiente

Fotógrafos argentinos crearon la primera exposición online 

1 Comentario

  1. Daniel D.
    30 Agosto, 2017 at 4:59 pm — Responder

    Excelente reporte. Mr Big sin dudas una selección de grandes músicos.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *